Kelly Sikkema

 

Simplicity is a great virtue but it requires hard work to achieve it and education to appreciate it. And to make matters worse: complexity sells better, Edsger W. Dijkstra

La sencillez es una gran virtud pero requiere mucho trabajo para lograrla y la educación suficiente para apreciarla. Y aún peor: la complejidad se vende mejor

Si no lo entiendes, desconfía. 

Ante el creciente aumento de informaciones, fuentes, canales… y ruido, es preciso volver a un elemento que siempre va vinculado a la buena comunicación: la sencillez.

Es preciso volver a un elemento que siempre va vinculado a la buena #comunicación: la sencillez Clic para tuitear

Hay todavía una corriente de pensamiento que huye de lo simple, de la claridad, de la transparencia. Y los políticos son, sin duda, sus principales paladines.

Pues, ya sabes, desconfía también de los políticos 😉

Escuché en una ocasión al ya fallecido presidente del Banco Santander Emilio Botín una frase que le repetía su padre: hijo, nunca firmes nada que no entiendas completamente.

Cuando nos presentan, explican u ofrecen algo que no entendemos, solemos pensar que el error es nuestro. Y casi siempre el error es ajeno y, lo que es peor, en ocasiones el verdadero propósito es que no lo entendamos.

En comunicación, desde luego, ya sabes que el error es siempre del emisor. Si no se entiende, o se malinterpreta, hemos perdido una bala para influir y persuadir.

Mira el siguiente gráfico y dime si deja algún elemento al azar: claro, directo, sencillo y hasta con fino sentido del humor.

A eso debemos aspirar.

Ya lo decía Jack Welch, la gente con la mente más clara y preparada es la más simple.

Cuando Albert Einstein conoció a Charles Chaplin le dijo: lo que más admiro de su arte es que usted no dice una palabra y sin embargo todo mundo lo entiende.

Chaplin le respondió: cierto, pero su gloria es aún mayor; el mundo entero lo admira cuando nadie entiende una palabra de lo que dice.

Reivindiquemos lo simple. No temas que te lo llamen, tómatelo como un halago… Personal y profesional.

Reivindiquemos lo simple. No temas que te lo llamen; tomátelo como un halago Clic para tuitear

Enlace relacionado: Why simple wins in this complicated world

Deja un comentario

Compartido