La comunicación interna, en (época de) crisis

¿Existe la comunicación interna en las empresas?

El hecho de que se dude de su existencia, debería ser suficiente para plantearnos muchas cosas en el ámbito de la comunicación.

Leía la pasada semana la encuesta realizada por la consultora RMG & Asociados, cuyo título encabeza este artículo y que concluye que las empresas descuidan (qué bonito eufemismo) la comunicación interna.
Por ello, me he propuesto compartir algunas reglas eficaces que deben guiar una estrategia de comunicación interna en una época de crisis como la actual. 

La inspiración me llegó de algunos fragmentos del libro La palabra es poder de Frank Luntz, ya suficientemente analizado en este blog.

  • El silencio es la muerte. Si no tomas la iniciativa y permites que cualquiera comunique por la empresa tendrás un serio problema.
  • La organización tiene que ser la primera que ofrezca respuestas a las preguntas de los empleados, preferentemente por escrito. 
  • En la prevención, no hablemos ya de la gestión de conflictos, la comunicación debe producirse permanentemente, 24 horas al día, 7 días a la semana.

Epílogo:

  • Transparencia = confianza.
  • Opacidad = rumor (casi siempre negativo).
  • Ausencia de comunicación interna = deterioro clima laboral, menor compromiso de los empleados, pérdida de productividad, peores resultados empresariales. 

Cuánto más lo analizo menos entiendo por qué las organizaciones no apuestan abiertamente por la comunicación interna. 

Cualquier explicación será bienvenida!

 

——————–
Enlaces relacionados de este mismo blog:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Compartido